Matrimonio detenido por internar a ancianas y quedarse con sus casas

miercoles 15 de julio 2020

La pareja fue acusada de estafas y privación ilegítima de la libertad de dos mujeres mayores, a las que habrían forzado a alojarse en geriátricos para robarles sus viviendas y pertenencias. Crónica de la causa

Un matrimonio fue detenido este miércoles en su domicilio de la zona oeste, acusado de estafas y privación ilegítima de la libertad de dos mujeres mayores a las que habrían forzado a alojarse en geriátricos para quedarse con sus casas.

La Agencia de Investigación Criminal, por orden de Fiscalía, allanó una vivienda en calle Ecuador al 1100 y arrestó a Beatriz Noemí B., de 63 años, y José Alberto R., 59 años. Además se secuestró documentación de interés para la causa.

La causa se inició el pasado 24 de junio, cuando una persona denunció que su tía de 82 años de edad, domiciliada en calle Ocampo al 1300, fue llevada hasta una escribanía por una mujer que trabajaba como su acompañante, supuestamente contra su voluntad para firmar un poder notarial, lo que finalmente no se concretó ante la negativa de la apoderada.

Pero al salir de esa oficina, siempre de acuerdo a la denuncia, la mujer llevó a la anciana al geriátrico sito en calle Mendoza al 6900 y la dejó internada allí, también sin su consentimiento.

Además, con las llaves del domicilio, la acusada habría sustraído un perro caniche, un teléfono celular marca Huawei, la suma de 40.000 pesos y otros elementos a verificar, según consta en el reporte policial.

La policía arrestó preventivamente a Beatriz Noemí B. mientras se libraron órdenes de allanamiento en dos domicilios: la casa de la acusada y otra dirección (en San Luis al 2800) que ésta registró cuando ingresó a la mujer mayor en el geriátrico.

Se encontró más documentación y elementos que fueron incautados, mientras que la dueña recuperó su libertad.

A la semana siguiente, se registró el citado geriátrico y se secuestraron los libros de ingreso de pacientes y visitantes, donde constaba que Beatriz Noemí B. figuraba como persona a cargo de otra abuela de 82 años, que ya no estaba allí sino en otra residencia, en calle Dorrego al 700, según averiguaron los investigadores.

Se procedió entonces a visitar y entrevistar a dicha mujer, que también manifestó encontrarse allí en contra de su voluntad y apuntó a la misma responsable del caso anterior, con nombre y apellido, y también a su marido, acusándolos además de quedarse con un inmueble suyo de calle White al 6500.

Se constató que esa vivienda estaba siendo refaccionada y en el lugar los obreros confirmaron que los trabajos habían sido encargados por Beatriz Noemí B. y su esposo, siendo éstos además quienes les abrían las puertas para sus tareas y les pagaban por ellas.

La policía montó un operativo de vigilancia en el exterior de la casa hasta que comprobó y filmó la llegada del matrimonio en un taxi, prueba que se puso a disposición del fiscal interviniente, Mariano Ríos Artacho, y se pidió una nueva orden de registro en calle Ecuador al 1100.

Así fue que finalmente este miércoles se allanó ese domicilio y se arrestó a la pareja y se retuvo más documentación incriminatoria, a nombre de las dos ancianas que denunciaron las estafas. También se secuestraron tres teléfonos celulares y el taxi del matrimonio, un Fiat siena.

Beatriz Noemí B. y José Alberto R. quedaron presos por los cargo de privación ilegitima de la libertad y estafa en concurso real y en calidad de coautores.